RSS

Salud: ¿Por qué nuestra comida está causando pandemias? Parte I.

03 Mar

Cerdos en una granja industrializada. Fuente: AP/Alexandre Meneghini

Hasta hace relativamente poco tiempo, yo pensaba que la comida que compraba – en restaurantes y en supermercados– era segura. Bueno, tal vez para ser aún más sinceros, nunca se me ocurrió pensar que los productos que estaban a la venta podrían causarme daño. Y no me refiero simplemente a considerar el daño hecho por comer demasiados dulces o muchas grasas. Me refiero al daño ocasionado por comida que aparentmente es saludable. Jamás cruzó por mi cabeza que la comida a la venta en grandes cadenas de supermercados y fabricada por grandes marcas pudiera ser peligrosa. De alguna manera pensé que alguien debía de asegurarse de que todo fuera sano y seguro. Olvidé que todo en la vida es un negocio.

Todo comenzó hace algunos años cuando salió en los noticieros la noticia del brote del síndrome de las vacas locas (BSE). Qué susto, ¿no? En los medios de comunicación masivos todos lo comentaban pero nadie decía saber por qué había sucedido que de pronto la gente sufriera una enfermedad degenerativa y muriera repentinamente. Se sabía que algo tenía que ver con comer carne de vaca, pero nadie se atrevió a decir en voz alta las causas. Pasó el tiempo, de alguna manera se controló ese brote y como siempre todos nos olvidamos del asunto, aún a pesar de que no supimos por qué pasó algo tan terrible.

En mi cabeza siempre quedó la duda, ¿por qué pasó esto? Y decidí no quedarme con los brazos cruzados e investigar.

Después de leer varios reportajes cubriendo el tema llegué a una terrible conclusión: la industrialización de nuestro sistema alimentario es el responsable de no solamente esta enfermedad, sino de muchas otras. Pero antes de que me tachen de alarmista voy a ir por pasos.

Todo comenzó con la Revolución Industrial. El modelo utilizado en fábricas resultó tan efectivo que rápidamente quiso establecerse en otros ámbitos. Pronto la ganadería tradicional cambiaría para siempre para convertirse en un proceso totalmente industrializado mejor conocido como Factory Farm.

Todos querían que las cosas fueran grandes, baratas y rápidas para tener más ganancias. Así que se concentraron en mejorar el proceso de ganadería. Primero que nada, había que tener la mayor cantidad posible de animales (res, pollo, cerdo y hasta pescado) disponibles para hacerlos comida. Así que las granjas iban teniendo cada vez más y más animales. Dejaron de utlizarse los métodos comúnes como sacar a las vacas a pastar. Ahora, las tenían todas amontonadas en corrales cerrados y sin moverse. El piso de los corrales se cubrió con una densa capa de varios centímetros de deshechos animales en donde todas las vacas están paradas siempre. La aglomeración de animales es tal que si alguno se enferma contagia fácilmente a los demás. Esto representaba pérdidas, así que se introdujeron los antibióticos para que ningún animal se enfermara. Así que como parte de su crianza, se hizo común inyectarles grandes cantidades de antibióticos a todos estos animales aunque no presentaran signos de enfermedad.

Y uno piensa “Pues qué bien, ¿no? Así combaten enfermedades”. Pues no, no es así. En realidad así crearon  las “súperenfermedades” haciendo a las que ya existían más fuertes. Cuando se abusa de los antibióticos pasa algo desastrozo. Las bacterias se vuelven resistentes al antibiótico y el resultado es una enfermedad mucho más resistente. Estas súperenfermedades son mutaciones de su versión original. Una bacteria más fuerte puede infectar a más especies y es así como una enfermedad exclusiva de un cerdo o una vaca o incluso un pollo, le puede dar a un humano. De ahí salieron la gripe aviar, la influenza H1N1 y la más reciente mutación del cólera que proviene de las vacas y que ha demostrado ser excesivamente peligrosa en humanos: E. coli O157:H7. Esta nueva version de E. coli es tan peligrosa porque genéticamente se mezcló con la toxina Shiga que se encuentra en la bacteria Shigella. Para que tengan una idea de lo peligrosa y letal que es, la toxina Shiga fue clasificada por la CDC (Centers for Disease Control and Prevention) como posible material bioterrorista. (1)

La CDC estima que al año hay 76 millones de enfermedades, 325,000 hospitalizaciones y 5,000 muertes ocasionadas por enfermedades que surgen a partir de la comida tan sólo en los Estados Unidos (2). Lo peor de todo es que estas enfermedades son mutaciones ocasionadas por el abuso de antibióticos y entonces se vuelven muy difíciles de combatir. En algunos casos, hasta usar antibióticos empeora la situación volviendo más fuerte a la enfermedad (3).

Según la UCS (Union of Concerned Scientists) probablemente alrededor del 70% de todos los antibióticos vendidos en Estados Unidos se le dan al ganado vacuno, porcino y apiar en granjas industrializadas. El uso de antibióticos se adiciona con hormonas artificiales inyectadas a estos animales para promover su crecimiento, que tengan mayor eficiencia alimenticia y ganancia de peso. (4).

Y uno pensaría: “Bueno, pero eso es solamente con parte de la comida y seguro que grandes marcas y cadenas de restaurantes tienen mucho cuidado.” Tristemente, la realidad no es así. La mayoría de los brotes de enfermedades generadas por comida han sido ocasinados por productos populares de venta en supermercados y restaurantes. (5)

¿Por qué no está toda esta información difundida a gran escala? Porque los intereses económicos de quienes se benefician de la industria alimentaria son muy grandes. Pero de esto hablaré con más detenimiento en otro post.

Por el momento, los dejo con una reflexión: Es momento de estar informados. Vivimos en un mundo en el que la única manera de estar protegidos es saber qué es lo que está pasando. Te invito a que investigues por tu cuenta y entiendas cómo funciona la industria alimentaria actualmente para que llegues a tus propias conclusiones.

Fuentes:

Centers for Disease Control and Prevention (CDC)
The New York Times
Union of Concerned Scientists
United States Department of Agriculture. Food Safety and Inspection Service (USDA)
United States Food and Drug Administration (FDA)
United Nations System. Standing Comittee in Nutrition. (PDF páginas de la 31 a la 35)
School of Veterinary Medicine
MedicineNet.com
In Defense of Animals
Anuncios
 
3 comentarios

Publicado por en marzo 3, 2010 en Cifras, Crítica, ecología, Notas, Salud

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , ,

3 Respuestas a “Salud: ¿Por qué nuestra comida está causando pandemias? Parte I.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: